Usamos cookies en todos nuestros sitios webs para mejorar tu experiencia durante tu navegación así como para obtener datos estadísticos. Puedes cambiar la configuración de tus cookies en cualquier momento. En caso de no hacerlo, entendemos que aceptas su uso. Pincha aquí para más información

Una aurora boreal ilumina el cielo sobre una casa en Noruega.

Una aurora boreal ilumina el cielo sobre una casa en Noruega.

Por Sergio Pitamitz, National Geographic Creative

Los cuentos sobre los páramos del Ártico son extraordinariamente poéticos sobre estas sorprendentes manifestaciones de luces del norte pintando los cielos. Pero durante el siglo pasado algunas de esas historias también mencionaban sonidos fantasmagóricos asociados a las auroras especialmente intensas.

Los testigos afirman que los ruidos son comparables a la estática de la radio, como si se tratara de una especie de tenue chisporroteo, un ligero crujido, o silbidos que se escuchan durante algunos minutos cuando uno de estos fenómenos es especialmente fuerte. Aunque los extraños sonidos se consideraron durante años simple folclore, un grupo de científicos finlandeses ha mostrado no solo lo que ocurre en realidad, sino por qué tiene lugar este fenómeno.

La respuesta puede encontrarse en las partículas cargadas atrapadas en una capa de la atmósfera que se forma durante las noches frías. Estas partículas se descargan rápidamente cuando diversas explosiones de material procedente del Sol colisionan contra la Tierra, produciendo sonidos parecidos a las palmadas, entre otros ruidos. El equipo de investigadores informó de esto el 22 de junio en la Reunión Acústica Báltico-Nórdica en Estocolmo (Suecia). 



Un show espectacular

El Sol transmite de forma continua estas partículas cargadas a los vientos solares, y las auroras boreales tienen lugar cuando estas interactúan con el campo magnético terrestre. Las partículas se canalizan hacia los polos, donde colisionan dentro de la atmósfera y desatan espectáculos luminosos llenos de colorido.

En ocasiones, el Sol arroja ráfagas enormes de partículas que, cuando apuntan hacia la Tierra, pueden desencadenar alteraciones en el campo magnético del planeta, lo que se conoce como tormentas geomagnéticas. Estas tormentas pueden interferir con los satélites en órbita e incluso con la red eléctrica, pero también producen las exhibiciones aurorales más hermosas

Anteriormente, una de las teorías más aceptadas para explicar el ruido de las auroras sugería que quizá las agujas de los árboles o las piñas estaban implicadas. Durante las tormentas geomagnéticas, la atmósfera puede sostener campos magnéticos anormalmente altos, lo que crea una diferencia de carga entre el aire y los objetos que se encuentran sobre el suelo.

Cualquier cosa puntiaguda, como las hojas y las piñas, serían la superficie perfecta para descargar electricidad –como un shock estático que pasa del pomo de una puerta a tu mano cuando lo tocas– y eso podría provocar un sonido de crujido



Sin embargo, en 2012, el investigador de la Universidad de Aalto (Finlandia) Unto K. Laine fue capaz de probar que los sonidos aurorales producidos durante las manifestaciones más intensas procedían de una altura muy superior a la de las copas de los árboles –concretamente 70 metros sobre la superficie terrestre–.

Actualmente, el estudio de seguimiento que ha realizado su equipo propone una explicación específica para los chasquidos, crujidos  y estallidos de las auroras. La clave es algo que se conoce como capa de inversión, una región atmosférica en la que la temperatura del aire se incrementa con la altitud –en vez de experimentar el fenómeno contrario: a mayor altitud, la temperatura del aire disminuye–. Dichas capas pueden desarrollarse tras días calmados y soleados, afirma Laine. Tras la puesta de sol, el aire más caliente se eleva, mientras que la superficie se enfría, y las condiciones de calma continuas hacen que estas dos regiones con diferente temperatura no se mezclen.

Según Laine y su equipo, esta capa de inversión actúa como una especie de separador, dejando la carga eléctrica negativa en la región inferior y la carga positiva en la región superior. Cuando una tormenta geomagnética golpea la Tierra, esta separador se rompe y se libera toda la carga, creando los sonidos extraños.

Esta teoría concuerda perfectamente con las observaciones previas del equipo. Demostraron que 60 de los sonidos más fuertes se originaron a aproximadamente 75 metros sobre el suelo. Es la misma altitud a la que se encuentra la capa de inversión, según las medidas registradas por el Instituto Finés de Meteorología.

El sonido auroral es un fenómeno que mucha gente, incluidos los científicos, atribuye a la imaginación del observador”, explica Dirk Lummerzheim, un investigador de auroras boreales de la Universidad de Alaska Fairbanks.

“Creo que es la primera vez que los sonidos no son solo observados como una mera señal acústica creada por el cerebro humano, como algo similar a la sinestesia, por ejemplo. Pero el doctor Laine también ha propuesto un proceso físico que proporciona una buena explicación para el fenómeno”. 

También te puede interesar: Dibujos de la naturaleza -  Auroras


Como ver y escuchar las auroras

Para poder observar las auroras boreales y tener la posibilidad de escuchar sus extraños sonidos, conviene estar cerca del Círculo Polar Ártico. Aunque las tormentas solares de gran intensidad también pueden provocar auroras en otras latitudes mucho más templadas.

Debes mirar al cielo en torno a las doce de la noche, de cara al horizonte norte, en una localización tan oscura como sea posible. La contaminación lumínica actúa como un filtro que impide ver las luces del norte, así que quizá puedas observar las auroras más fuertes desde las afueras de tu ciudad, con un poco de suerte.

Este fenómeno empieza normalmente con una especie de tenue lazo de color verdoso que brilla a lo largo del horizonte. Después, si es una tormenta de partículas, se pueden ver otros lazos y cortinas de otros colores bailando sobre el cielo.

No hay garantías de poder ver auroras en una noche clara, pero existen formas de aumentar tus posibilidades, como por ejemplo suscribirse a las alertas por correo que manda Spaceweather.com, que rastrea la actividad solar y las explosiones que crean estos fenómenos tan extraordinarios. 


Sigue leyendo:



Share

Noticias Relacionadas

Las noticias más leidas

  1. Fox
  2. Foxlife
  3. National Geographic Channel
  4. NGWild
  5. Viajar
  6. Baby tv